¡desde mi cielo...!
Nada ocurre sin el consentimiento de tu accionar
El delgado hilo del destino nada puede contra el sutil aleteo de la mariposa.
Los eventos no estan escritos...
Tu los haces con tus movimientos moldeando tu propio destino
¡Por lo que amar y respetar la vida te hace inmortal!

viernes, 11 de octubre de 2013

Función Especial

Esa tarde la carpa del circo estaba llena de niños, 
esa tarde quería lograr...
la mayor cantidad de risas posible...
lo que significaban, golpes, caídas y errores de "payaso tonto" 
haciendo tiempo para que artistas y malabaristas prepararan su función.
una actuación improvisada alargando o acortando...
los tiempos según órdenes
del director de actos...
Sultán el perro actor salto hacia Mi empujándome desde atrás...
tirándome al piso y robándome mi sombrero... 
había realizado su truco perfectamente lo que me llevó al piso 
explotando las carcajadas y aplausos en el publico...
me levante un poco enojado, limpiándome mi ropa
mirando absorto a todos lados
cuando note que una niña aplaudía...
con mucha energía y entusiasmo...
mucho mas que los demás ninos que...
estaban en la platea...
de verdad que no me di cuenta de la realidad,
improvisé como lo que soy, Un Payaso Regalón...
y como siempre busque en mis bolsillos mis golosinas
caramelos que dejo caer al tropezar 
para que muchos niños puedan disfrutar....
al abalanzarse para recoger las golosinas...
que se le cayeron al torpe Payaso
me acerque a la niña que estaba con su mama...
saque de mi gran bolsa los regalos que en segundos 
los niños arrebataron de mis manos
pero "ella"  no estiro sus manitos...
esperé que lo hiciera , nada... no las recibía
no entendía que estaba pasando...
aturdido por el ruido del espectáculo ...
detuve todo movimiento y cesó la actuación
mire a su mama... dos lagrimones salieron de sus ojos
esto, perforó mi corazón, ¡¡entonces entendí...!!
mi gran ignorancia, comprendí
la niña solo aplaudía lo que escuchaba, respondiendo 
a lo que sus otros sentidos le permitían imaginar...
se me escapo todo el aire de mis pulmones,
mi estomago se contrajo y enmudecí...
el mundo se desinflaba ante M
la nina no podía ver... pero mucho mas ciego fui Yo
el hacedor de historias, no lo pudo ver
el dueño de las risas, ... sin palabras se quedo...
me acerque a ella, con la mirada le pedí el asiento 
al niño de al lado... quien rápido me lo cedió...
repartí las golosinas y fingí que el caramelo
que me había llevado a mi boca... era ácido
lo que producía mis lagrimas y retorcijón...
mas otra vez me olvidaba que la niña no me podía ver
fue su mama que me ayudo diciéndole algo a su oído,
y la nina se rió... entonces la carpa enmudeció
el payaso ya no reía... el payaso estaba llorando,
parecía que lloraba de verdad, 
no por las lágrimas dibujadas en su rostro...
sino, por sus brazos caídos al costado de su cuerpo
y el lento caminar al centro de la pista
la banda dejó de tocar...
el silencio cada vez era mas profundo....
fue entonces que me di cuenta de lo pequeño que era...
un espectáculo inmenso y un acontecimiento pequeño
vi, mi ceguera en la inmensa realidad...
llegue al centro del disco, todos me miraban...
las malabaristas comenzaban a entender mi dolor...
el director de función no sabía que hacer,
los otros payasos ayudantes estaban nerviosos....
no sabiendo si debían salir para ayudar...
entonces levante mis brazos como si una idea me iluminara,
baje mi dedo señalado hacia "sultán"...
mostrando que recién entendía lo que había pasado
con mi caída anterior...
Sultán comenzó a ladrar
(los brazos en altos fueron una suplica a Dios)
mi dedo acusador fue para que mi perro me ayudara a continuar la función...
solté el grito mas fuerte de mi tonta carrera de actor...
mezclándola con la riza de payaso burlón....
la respuesta fue inmediata...
todos los niños y adultos rieron gritaron y aplaudieron...
Sultán nuevamente salto hacia Mi...
y de nuevo mi humanidad al suelo, todos reían
Yo, de cuclillas... pude llorar ocultándome de las miradas
las luces se alejaron de Mi .."ayuda" que entendió el iluminador... 
las bailarinas salieron presurosas, ...
porque...
porque... la función debe continuar
aunque al payaso se le haya roto su corazón...
esa tarde... aprendí mucho, 
no todo obedece a un libreto, a veces obedece al corazón
por la noche, cuando las luces se apagaron...
nadie me dijo nada, pero todos estaban cerca...
muchos me miraban disimulando la intromisión...
compartían en silencio, "lo que me pasó"
fue una función de muchas risas para el público...
( los que hacemos el circo), a veces somos tristes
pero esa tarde una pena muy grande me llegó
las luces se apagaron...
el maquillaje desapareció, las lágrimas dibujadas ya no estaban
pero una de verdad en mi rostro quedó...
ese día fue diferente ........"así suele ser a veces"
quedo en mi recuerdo como la ...
Inolvidable función en la que el payaso enmudeció.




dedicada a mi pasada vida de payaso llorón que nadie supo, que nadie imaginó...